Histórica Alianza Pesquera Nacional
abril 3, 2021
‘Los problemas de Galápagos son otros, no la pesca’
abril 19, 2021

La recuperación de stocks de pelágicos pequeños es viable

Elaborado por: Jimmy Anastasio
Asesor Económico, CNP

A finales del 2017, las empresas productoras de harina de pescado socias de la Cámara Nacional de Pesquería (CNP) y productores de alimento balanceado decidieron iniciar un proceso de mejoramiento pesquero sin precedente sobre la pesquería de pelágicos pequeños con el objetivo de alcanzar su sostenibilidad y certificación bajo el estándar Marine Trust.

En este contexto nació el Small Pelagics Sustainability (SPS-FIP), como un esfuerzo mancomunado de múltiples actores de una cadena de suministro trabajando con el gobierno para potenciar los procesos de investigación y manejo de la segunda pesquería industrial más grande del Ecuador.

El proyecto nació bajo la supervisión del Improver Programme de MarineTrust, entidad que entre 2018 y 2020 ha realizado 3 auditorías a los avances del proyecto con resultados positivos para mantener el estatus de aprobado en el programa de mejoras.

 Cooperación público-privada

Las alianzas y marcos de cooperación público-privada establecidos con la Subsecretaría de Recursos Pesqueros y el Instituto Público de Investigación de Acuacultura y Pesca han viabilizado la consecución de metas fijadas en el plan de acción, para lo cual el respeto a las instituciones, sus competencias y la transparencia han sido fundamentales.

Organizaciones como el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y Sustainable Fisheries Partnership (SFP) a través del proyecto Cadenas Mundiales Sostenibles (GMC por sus siglas en inglés) también han sido actores fundamentales asistiendo al gobierno y al SPS-FIP en lograr mejoras en la gestión.

Para enero de 2021, el proceso de mejora de la pesquería ha contribuido en el desarrollo de:

  •  5 cruceros de investigación para la prospección hidroacústica de
  • biomasa y distribución de pelágicos pequeños en el Ecuador.
  • 18 evaluaciones del estado de explotación de recursos en la pesquería de pelágicos pequeños, publicada en 2 informes entre el 2019 y 2020.
  • 2 informes exploratorios de la interacción de la pesquería con el hábitat
  • 2 informes que analizan la interacción de la pesquería con fauna marina.
  • Bitácora electrónica implementada en barcos de empresas del proyecto. Más de 986 bitácoras fueron recolectadas en el segundo semestre del 2020.
  • Base de datos estructurada que alberga más de 6 millones de datos biológicos y pesqueros, como principal activo de las evaluaciones de stock
  • Reforzamiento de la metodología estadística para la estimación de desembarques.
  • Un algoritmo para automatizar el cálculo estadístico de desembarques.
  • El diseño de un modelo de gestión para el Programa de Observadores de la SRP y su articulación con los procesos del IPIAP.
  • Mejoras al protocolo de obtención de datos del programa de observadores de la flota industrial para recolección de datos de interacciones con el hábitat y fauna marina.
  • Guías para la identificación de fauna marina, principales peces óseos de la pesquería, prácticas de liberación y muestreo a bordo y formatos para muestreo a bordo de la flota.

Adicionalmente, el gobierno con el apoyo del GMC desarrolló la primera evaluación de estrategias de manejo y de reglas de control para la pesquería, un hecho sin precedente más aun al tratarse de una pesquería multiespecies.

Este proceso y otros implementados por el SPS-FIP, se han orientado además a fortalecer y desarrollar capacidades para la gestión.

Plan de acción y manejo

Todos estos insumos permitieron construir el primer plan de acción y plan de manejo de la pesquería en varias mesas de diálogo realizadas por la SRP en el año 2020, siendo los instrumentos de política pública y gestión base que deberán orientar su desarrollo y encadenamientos productivos durante los próximos 5 años una vez oficializado.

Todo este proceso se ha desarrollado en años complejos en el ámbito económico para las empresas del sector, sumado a mayores restricciones de esfuerzo pesquero producto del incremento de días de veda durante los últimos 3 años.

Recuperación de stocks

La última evaluación de stocks presentada en 2020 evidencia que el cien por ciento de los stocks de pelágicos pequeños salieron de su condición de sobrepesca, mientras que 2 stocks salieron de sobreexplotación, quedando aún pendiente la recuperación de otros 4 stocks.

Lo descrito evidencia que la pesquería de pelágicos pequeños en Ecuador cuenta con elementos de manejo pesquero del más alto nivel técnico para viabilizar su recuperación. Es momento que la Subsecretaría de Recursos Pesqueros, viabilice su implementación, a través de monitoreo, control y vigilancia eficiente y transparente, sin tregua a la pesca ilegal.

Combate a pesca ilegal

La ilegalidad no puede ganarle la batalla a todos los actores formales que tienen conciencia de que la explotación pesquera debe ser sostenible para garantizar la perpetuidad de los negocios y los medios de vida que genera. El mercado debe usar su fuerza para cerrarle las puertas a quienes busquen operar por fuera de la ley y los objetivos de manejo.

Productores de alimento balanceado y harina de pescado necesitan hacer un frente en la lucha contra la pesca y producción ilegal, implementando políticas de proveeduría y mecanismos que garanticen una proveeduría lícita y realmente comprometida con la sostenibilidad del negocio.

Por otra parte, la visión cortoplacista que busque priorizar maximizar la explotación por sobre los niveles de sostenibilidad de los stocks dificultará los objetivos colectivos para alcanzar la certificación de la pesquería y por ende la sostenibilidad de largo plazo de la actividad productiva y sus encadenamientos.

En este contexto, que la autoridad rectora y el instituto de investigación en conjunto comiencen a incluir elementos socioeconómicos y el conocimiento tradicional de los pescadores en el manejo, permitirá como sector avanzar hacia actividades productivas con resultados positivos en su triple línea de resultados (ambiental, social y económico).

Pesca responsable

El tercer año del SPS-FIP ha iniciado con trabajo directo con las empresas, miembros y sus tripulantes para fortalecer conocimientos de pesca responsable, de identificación de especies, de prácticas de liberación de fauna marina, entre otros con el objetivo de consolidar como industria un modelo de gestión de pesca responsable para los armadores de pelágicos pequeños en la CNP; el éxito dependerá en primera instancia del compromiso activo de las empresas participantes.

El nuevo gobierno que se posesione para el periodo 2021-2025 deberá trabajar sobre las bases construidas durante estos últimos 3 años. La recuperación de una pesquería es compleja, pero en este punto del proceso de mejora, los actores públicos y privados de la pesquería de pelágicos pequeños tienen todos los elementos para consolidar la senda de recuperación de los stocks.